Objeto del proyecto

La regeneración de los bancos marisqueros de a pie dentro del ámbito territorial de la Cofradía de Pescadores de Raxó (Playas de La Cantera en Combarro y Bernardo en Chancelas) con semilla de almeja fina y babosa procedente de criaderos de semilla debidamente acreditados y de otras playas del ámbito de la cofradía de escasa producción.

Con toda esta actuación, se espera que el marisco sembrado pueda ser extraído para su venta en lonja un año después, fecha en la que finaliza el proyecto.

Duración del proyecto

Se inician las tareas de sembrado durante los meses de mayo y junio del año 2014 y 2015, esperando que las condiciones tanto meteorológicas como de las aguas lo hagan favorable y así lo indiquen, siempre contando con la supervisión de la Asistencia Técnica de la Lonja de Campelo AIE y bajo autorización de la Consellería de Medio Rural y del Mar.

Fases del proyecto

Se comenzará por el acondicionamiento del sustrato previo al sembrado, realizando primero limpiezas de la zona, retirada de cascajos y piedras, pasando pequeños arados empleando maquinaria como tractor o mediante sachados de las zonas a regenerar.

Una vez sembrada la almeja se organizarán turnos de vigilancia por parte de la agrupación de marisqueo a pie de la Cofradía, formadas por dos mariscadoras/es por las playas durante las horas de bajamar apoyando de este modo las tareas de control y vigiancia que ejerce el guardapesca marítimo el largo de todo el año para asegurar que la zona no sufre la acción de los furtivos.

La actividad del marisqueo a pie

La actividad del marisqueo a pie es muy importante en el área de influencia de la Cofradía de Pescadores de Raxó que revitaliza la actividad económica  y crea numerosos puestos de trabajo.

Se trata de un tipo de pesca artesanal que respeta de manera escrupulosa el medioambiente de las zonas donde se lleva a cabo. Durante la realización de la actividad se realizan tareas extracción, regeneración, traslados, limpiezas y rareos de los moluscos bivalvos. Para su realización las mariscadoras no emplean ningún tipo de maquinaria que genere contaminación al medioabiente, ni a la atmósfera ni al medio marino, puesto que es un trabajo que se hace de manera manual, empleando herramientas como la gancha, el angazo o el rastrillo.

Desde hace unos años la Cofradía de Raxó promociona esta actividad del marisqueo a pie entre las personas que nos visitan mediante demostraciones a pie de playa de la labor de las mariscadoras, fomentando y dando a conocer su trabajo.

Resultados esperados

Se espera obtener una regeneración completa y fructífera de los bancos marisqueros de las playas de La Cantera y Bernardo, esperando que en junio de 2015, puedan producir almeja fina y babosa de talla legal y comercial para su extracción y venta en la Lonja de Campelo, así como obtener el suficiente excedente de capturas, que no consigan la talla mínima legal, para poder volver a sembrar los mismos bancos de donde fueron extraídos y otros del ámbito territorial de la cofradía.

Ello redundará en una mayor facturación, una vez se subasten las capturas en la lonja, mejorando la economía de los mariscadores/las de las tres cofradías y los ingresos de las propias cofradías a través de los retornos por las ventas de los asociados en la lonja.

En resumen, conseguir un aumento de la producción de moluscos bivalvos dentro del ámbito territorial de la cofradía de Raxó, contribuyendo la mejora de las ventas en lonja y el aumento de la facturación de todos los mariscadores/as.

Con la ejecución de este proyecto también se mantienen los puestos de trabajo en la Cofradía de Raxó, tanto del guardapesca marítimo encargado principalmente de las labores de vigilancia como del Secretario encargado de las labores administrativas, contables y de gestión de la cofradía.